Vaginismo

Imposibilidad de tener una penetración

El vaginismo es una disfunción sexual que consiste en un espasmo involuntario de la musculatura que rodea tu vagina impidiendo la penetración y que lo acompaña un intenso dolor si se fuerza. No eres capaz de introducir ningún objeto dentro de la vagina, tampoco un tampón o un dedo.

Sea cual sea tu caso, la fisioterapia de suelo pélvico puede ser tu aliada para que puedas recuperar tu vida sexual al 100%. La combinación de diferentes técnicas de fisioterapia como la terapia manual, radiofrecuencia, dilatadores, técnicas miofasciales, ejercicios de relajación… será la clave para tu recuperación.

Origen del vaginismo

Puede que lleves toda la vida con este problema, con la dificultad que esto conlleva para llevar una vida en pareja o en su defecto, no poderte quedar embarazada de forma natural.

Desde el punto de vista ginecológico no hay ninguna alteración orgánica que pueda detectarte un especialista para explicar este dolor y tratarlo.

 

Dispareunia

Dolor durante las relaciones sexuales

Hablamos de dispareunia cuando aparece dolor durante o después de una relación sexual. Puedes sufrir dispareunia tanto si eres hombre como mujer.

Es muy importante hacer una valoración de tu caso y tus antecedentes para que tratando la musculatura, fascias, cicatrices, movilidad visceral y sobretodo la propiocepción muscular de tu suelo pélvico normalicemos la sensibilidad de tu periné y recuperes tu vida sexual.

¿Es normal sentir dolor?

El dolor en las relaciones sexuales no es normal, nunca, sea cual sea el motivo. No debemos normalizarlo. No por llevar sufriendo durante mucho tiempo el problema quiere decir que no haya solución, incluso después de muchos años sin apenas relaciones sexuales puede recuperartes. La normalización de un dolor no se debe producir, sobre todo cuando realmente existen estudios científicos y clínicos que avalan la efectividad de la fisioterapia en estos casos

¿Cuándo se presenta el dolor?

El dolor puede presentarse en el momento de la excitación, en la erección, durante la penetración, con la eyaculación, o al terminar la relación sexual.

La dispareunia, a diferencia del vaginismo, aparece tras periodos de relaciones sexuales sin problemas y tiene causa inicial física, que si no la tratas, genera cambios conductuales a nivel muscular -ante el dolor o molestia constante aumenta el tono muscular del suelo pélvico sin que te des cuenta y lo acabas contracturando – y psicológicos – tienes miedo a que con las relaciones sexuales se vuelva a producir el dolor, a tener otra vez infecciones de orina, a que se reproduzca el dolor en la próstata…

Una cicatriz perineal, malposición uterina, congestión pélvica, prostatitis, hipertonía y puntos gatillo dolorosos, sequedad vaginal por cambios hormonales, herpes genital o endometriosis pueden ser los causantes de la dispareunia.

Disfunción Eréctil

El suelo pélvico influye en el rendimiento sexual

Es la incapacidad repetida de lograr o mantener una erección lo suficientemente firme como para que puedas tener una relación sexual satisfactoria.

La causa más común de la disfunción eréctil es el daño a los nervios, a las arterias, a los músculos lisos y a los tejidos fibrosos, a menudo como resultado de una enfermedad, de una cirugía en la pelvis o de la ingesta de ciertos fármacos.

Los músculos perineales participan en el mecanismo de la erección, sobre todo en la consecución de la rigidez del pene y el mantenimiento de la erección, influyendo directamente en el rendimiento sexual.

Mediante fisioterapia podemos ayudarte a tener un tono muscular adecuado y una buena capacidad de contracción, que resulta clave para mejorar la disfunción eréctil y para poder disfrutar de una vida sexual plena.

Tratamiento de la disfunción

Estudios recientes han demostrado la función de estos músculos y que su tratamiento es una opción seria para poder solucionar problemas de disfunción eréctil y debe formar parte de un tratamiento multidisciplinar.

Existen estudios que apuntan la conveniencia de que los hombres, a partir de cierta edad, realicen ejercicios específicos de fisioterapia de esta musculatura para prevenir posibles disfunciones relacionadas con los mismos. Otro dato a tener en cuenta es que en los últimos años la evidencia científica apunta que los pacientes operados de cirugía radical de próstata recuperan en mayor porcentaje la erección si se han sometido a tratamiento de fisioterapia tras la misma.

Es por todo ello que tener un tono muscular adecuado y una buena capacidad de contracción resulta clave para mejorar la disfunción eréctil. Que es imprescindible mejorar la situación de los nervios responsables de la erección. Que mejorar la vascularización en la pelvis y el perineo, y tratar la fibrosis en los cuerpos cavernosos va a mejorar la calidad de la erección.

Eyaculación Precoz

Mantén el control de tu sexualidad

Se define a la eyaculación precoz como la incapacidad para controlar la eyaculación cuando la persona lo desea.

Desde la fisioterapia de suelo pélvico nuestro trabajo se va centrar en que conozcas la anatomía y fisiología de la región perineal así como que mejores el control que tienes sobre las estructuras implicadas en la erección y eyaculación.

La eyaculación involuntaria

En una relación sexual normal la excitación aumenta progresivamente hasta la fase llamada meseta, disfrutando del placer sexual hasta el momento en que, de forma voluntaria, se llega al clímax. Si padeces eyaculación precoz no tienes ese control sobre tu propia excitación, lo que provoca que eyacules de forma prematura e involuntaria.

Anorgasmia

No lograr la consecución del orgasmo

Ocurre cuando no alcanzas un orgasmo o tienes una gran dificultad para alcanzarlo. Puede ser primaria, cuando nunca se ha experimentado un orgasmo, o secundaria, cuando en un momento puntual de su vida se produce dicha disfunción.

Con la fisioterapia de suelo pélvico vamos a trabajar, en primer lugar, reconocer tu propia anatomía, tu sensibilidad y tu respuesta física. También vas a mejorar y normalizar la función muscular, vascular y neurológica consiguiendo de este modo que todos los tejidos y estructuras participantes en la función sexual se encuentren en las condiciones más óptimas.

Causas de la anorgasmia

Las causas de la anorgasmia secundaria pueden radicar en la alteración de cualquiera de los mecanismos que intervienen en el desencadenamiento del reflejo orgásmico: mecanismos vasculares, musculares o nerviosos. Puede aparecer tras un parto, en la menopausia, tras una cirugía pélvica, después de tratamientos de quimioterapia y radioterapia pelviperineal o por disfunciones musculares del suelo pélvico.

Reasignación de Sexo

Una ayuda más en el camino

Nos encontramos con personas transexuales que en algún momento de su vida deciden hacer el cambio de sexo y así conseguir el aspecto físico con el que se identifican. A lo largo de este proceso de cambio pasan por tratamiento hormonal y también por técnicas quirúrgicas mediante las cuales se modifican los genitales que presentan por nacimiento para que sean como los del género con el que se identifica

Dentro del equipo multidisciplinar que acompaña este tránsito se encuentra el sexólogo y el psicólogo. También el fisioterapeuta experto en suelo pélvico debe formar parte de este equipo, para trabajar tras las intervenciones quirúrgicas, ayudando a la correcta recuperación y acelerando el proceso.

Un proceso multidisciplinar

Dentro de las diferentes intervenciones que pueden realizarse en una operación de cambio de sexo, se encuentra la reconstrucción genital, vaginoplastia o faloplastia, así como la mastectomía Hay numerosas técnicas quirúrgicas que se usan, esto variará en función del cirujano que se encargue de hacer la intervención, así como las características físicas y el historial clínico del paciente.

El trabajo del fisioterapéuta ayudará a drenar la zona intervenida, trabajar las cicatrices, instruir y dirigir en el uso de dilatadores y automasaje, mejorar la elasticidad del tejido o trabajar la sensibilidad de la zona, ayudando a que se logren alcanzar las espectativas.

Peyronie

Angulación en la forma del pene

La enfermedad de Peyronie es una patología compleja que consiste en la aparición de una placa fibrosa en el pene. No es de una patología que se hable mucho pero se estima que la padece entorno al 10% de la población masculina.

El tratamiento con fisioterapia consiste en combinar distintas técnicas como la diatermia con Indiba Activ o los ultrasonidos. El objetivo que nos planteamos es eliminar el dolor, impedir que la deformidad avance y reducir la anulación deshaciendo la fibrosis. Así vamos a mejorar la función eréctil, se detendrá el avance de la enfermedad y evitaremos la cirugía.

Cuanto antes se inicie el tratamiento, mejores resultados obtendremos y más corto es el proceso

Origen Peyronie

El pene está cubierto de fascias y músculos que participan en el mecanismo de la erección. La fibrosis en una de las fascias que envuelven el pene, la túnica albugínea, o en las estructuras adyacentes provoca dolor y deformidad del mismo durante la erección. Esto llega a provocar flacidez en la erección o en algunas partes del pene, dificultad o impide la penetración, y llega a disminuir la longitud del pene.

El origen de la fibrosis es desconocido en muchos casos, en otras ocasiones aparece tras traumatismos en la región o se asocia a personas que padecen la enfermedad de Dupuytren.

Tratamiento

El tratamiento quirúrgico se desaconseja en fases tempranas de la enfermedad o con presencia de dolor. Siempre se debe realizar tras haber hecho un tratamiento conservador con fisioterapia especializada. Las posibles secuelas de la cirugía de peyronie son un marcado acortamiento del pene, aumento del dolor y disfunción eréctil.

Si sospechas que puedes padecer enfermedad de Peyronie porque te notes un bulto, sientas dolor, o veas deformidad en el pene, es recomendable que acudas a un especialista para iniciar su tratamiento.

Contacta Ahora

983 107 914      654 261 729
Calle Panaderos 63, 47004 Valladolid

info@fisioterapiasofia.es

 

Horario

Lunes a viernes, de 8 a 21 horas. Con cita previa.

Cuéntanos tu caso

14 + 3 =

Call Now ButtonLlámanos
Esta web utiliza cookies, puedes ver aquí la Política de Cookies